Tras casi nueve meses desde que entrara en vigor el Decreto Ley de Medidas Urgentes de protección de consumidores en materia de cláusula suelo, en el que se preveía un mecanismo extrajudicial de resolución de uno de los conflictos más graves e importantes que han afectado a los consumidores en la historia de España, no se han publicado ni existen datos de cuales han sido sus resultados. Es más, tuvimos que esperar a Mayo para que se creara una comisión de seguimiento que todavía no ha dicho nada.

No obstante, despachos de abogados no necesitamos que nos den ninguna estadística de lo que ha ocurrido, pues más del 90% de nuestros clientes que reclamó extrajudicialmente o no ha recibido respuesta alguna o la entidad ha denegado su reclamación.

La mayoría de los abogados que nos dedicamos a esta especialidad ya adelantamos que el citado Decreto Ley no iba a servir de nada, pues no se había previsto en el mismo ningún mecanismo de sanción para las entidades que incumplieran o que después de denegar la solicitud fueran condenadas por los Juzgados.

De manera que ahora nos encontramos con una multitud de clientes a los que no les queda otro remedio que acudir al Juzgado para reclamar. Y si bien es cierto que el 99% de las reclamaciones están siendo estimadas y los bancos condenados a eliminar la cláusula suelo y devolver las cantidades cobradas de más, no deja de incomodar que no se sancione a esas Entidades que no han cumplido y que han obligado a sus clientes a embarcarse en un procedimiento judicial con los inconvenientes y costes que ello conlleva.

La buena noticia, como digo, es que los Juzgados están estimando las demandas y condenando a las entidades a devolver las cantidades cobradas de más y eliminar la cláusula suelo de sus hipotecas, pero por el camino las entidades han conseguido que un tanto por ciento de los afectados desistan de su reclamación y se conformen. ¡Todo eso que se ahorran!